Reese Witherspoon posa con su madre e hija, y parecen la misma persona

01RESSE

Para el público es una actriz, activista, una hábil mujer de negocios valorada en unos 120 millones de dólares. Pero para su familia es la hija de Betty y madre de Ava Phillipe (19), Deacon Phillipe (15) y Tennessee Toth (6).

La ganadora del Oscar posó junto a su madre y su hija para la edición de febrero de Vogue y reveló detalles sobre su vida personal.

¡El parecido entre ellas es increíble!

Witherspoon creció en Nashville. Su madre era una enfermera de partos y su padre, John, era doctor. La estrella de Big Little Lies le contó a la revista que iba al trabajo con su madre y la veía “cuidar a 17 bebés al mismo tiempo”.

“Usualmente había dos mujeres, ellas se encargaban de todos los cambios de pañales, de la alimentación, todo, al mismo tiempo”, dijo Witherspoon. “¡El llanto de los bebés! ¡El ruido! Ella decía que ni lo escuchaba. Recuerdo estar tan conmovida por mi madre. Siempre tenía una actitud positiva, siempre se reía, siempre contaba un chiste, siempre tuvo un billón de amigos en su trabajo. Amaba a las mujeres con las que trabajaba”.

A pesar de una crianza llena de escuelas privadas y toallas personalizadas, la vida de Witherspoon no siempre fue perfecta. De acuerdo con Vogue, los tabloides han acusado a su padre de tener problemas con el alcohol y el dinero. A pesar de que Witherspoon se mantuvo en silencio al respecto, ella sugirió que hay más de su vida de lo que el público conoce.

“No tengo la libertad de hablar sobre las finanzas de mi familia. No me parece que sea apropiado”, dijo. “Pero no es lo que parece. En un libro que escribiré algún día probablemente habrá un poco más…”.

Después de hacer una pausa por un segundo, continuó.

“…Hay razones por las que me apasionan muchas cosas”, aseguró. “Hay un momento y un lugar y habrá un momento en que pueda hablar de eso. Pero hay una razón por la que me apasiona que las mujeres tengamos nuestro propio dinero. Tengo muchas amigas y tengo muchas experiencias personales con mujeres con miedo de tomar decisiones de vida porque se sienten completamente paralizadas o en estasis porque no saben qué hacer financieramente. Y no puedes liberarte si no tienes eso”.

Zoë Ghertner
Witherspoon se convirtió en madre cuando tenía 23. Estaba casada con su ahora ex, Ryan Phillipe y estaba por grabar Legalmente rubia al año siguiente.

“Hay fotos de ella de bebé en el set”, le contó a la revista.

Luego le dio la bienvenida a su primer hijo dos años después del estreno de la película. Después de unos ocho años de matrimonio y un número prominente de papeles, incluyendo su galardonada interpretación de June Carter, Witherspoon se separó de Phillipe.

Hoy está felizmente casada con Jim Toth, tiene un segundo hijo varón y celebra una larga lista de logros. Fundó una marca de estilo de vida, Draper James, y una productora, Hello Sunshine. También escribió un libro, Whiskey in a Teacup: What Growing Up in the South Taught Me About Life, Love, and Baking Biscuits, y se convirtió en una prominente voz del movimiento Time’s Up. También protagonizó otros papeles y aparecerá en la segunda temporada de Big Little Lies y The Morning Show.

Después de años de “darme contra la pared” para luchar por la vida y el trabajo que quería, parece que el mundo finalmente se ha dado cuenta.

“No pensé que un momento como este iba a pasar”, le dijo a Vogue. “No estamos ahí todavía. Pero cuando me acostaba soñaba con todas estas cosas hace siete u ocho años y ahora finalmente empiezan a pasar. Me imagino que ahora tengo que empezar a pensar en más sueños”.