Rechazo mundial al secuestro de líderes opositores venezolanos

01RECHAZO MUNDIAL

 

El presidente Nicolás Maduro amaneció aún más presionado internacionalmente tras el traslado a una prisión militar del líder opositor Leopoldo López y del alcalde metropolitano de Caracas Antonio Ledezma, a quienes les fue revocado el arresto domiciliario esta madrugada.

López pasó más de tres años en la cárcel militar de Ramo Verde, a las afueras de Caracas, tras ser condenado a casi 14 años por la violencia desatada tras una marcha antigubernamental en 2014.

Sus abogados denunciaron que fue torturado en varias ocasiones antes de que el 8 de julio fuera trasladado a su casa para seguir cumpliendo condena allí.

Ledezma, por su parte, fue detenido en febrero de 2015 acusado de conspiración y asociación para delinquir y tras dos meses en Ramo Verde pasó a arresto domiciliario por razones de salud.

Un video grabado por las cámaras de seguridad poco después de la medianoche y difundido por la Lilian Tintori, esposa de López, muestra cómo agentes del Servicio Bolivariano de Inteligencia(Sebin) lo sacan de su casa y lo meten en un automóvil aparcado en la calle desierta.

El arresto de Ledezma también fue filmado, en este caso por una vecina. En las imágenes se ve cómo miembros de la Inteligencia meten por la fuerza al alcalde, que viste un pijama, en un ascensor, mientras alguien denuncia insistentemente a gritos: “Se están llevando a Ledezma”.

El alcalde de 62 años desaparece entre más gritos: “¡Se lo llevan, se lo llevan!”, “¡denuncien!”, “¡narcodictadura cubana!”.

Fuentes cercanas a los dos opositores y sus partidos políticos denunciaron la arbitrariedad de las detenciones e informaron de que se les ha recluido de nuevo en Ramo Verde.

La única explicación dada hasta ahora por las autoridades viene del Tribunal Supremo de Justicia: “Se recibió por fuentes de inteligencia oficial información que daba cuenta de un plan de fuga”.

Reacción mundial

Países de la región como Brasil, Perú, Uruguay, Argentina, Estados Unidos, la Unión Europea y la ONU han condenado esta vuelta a la cárcel, y España ha anunciado que propondrá a sus socios comunitarios “medidas adicionales restrictivas” a Venezuela, contra cuyos dirigentes ya ha dictado Washington sanciones en los últimos días.

La elección el domingo de la Asamblea Constituyente impulsada por Maduro pese al boicot opositor y el fuerte rechazo ciudadano ha incrementado el aislamiento de Venezuela.

Algunos de los gobiernos más influyentes del mundo y de la región han adelantado que no reconocerán esta asamblea, con la que el oficialismo pretende refundar el Estado sin que ninguna otra institución pueda oponérsele.

El Parlamento, donde la alianza opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD), tiene mayoría absoluta, también ha repudió los arrestos de esta madrugada.

Desde su traslado a su domicilio en el que permaneció menos de un mes, López ha llamado a sus seguidores en videos y declaraciones escritas a seguir la lucha en la calle hasta que caiga el Gobierno de Maduro, al que tacha de “dictadura”.

El que fuera en su día alcalde del municipio caraqueño de Chacao se ha mostrado dispuesto en algunas de estas intervenciones a volver a su celda si así lo exigía su insistencia en mantenerse firme en su posición contra Maduro y su Asamblea Constituyente.

Algo parecido había transmitido anoche Ledezma, en un mensaje grabado desde su domicilio y publicado apenas cuatro horas antes de que el Sebin irrumpiera en su vivienda. En este, el alcalde metropolitano de Caracas decía asumir el riesgo de volver a ser detenido por hablarle a la nación.

Ya de vuelta en Ramo Verde, fue difundido otro vídeo que López dejó preparado en caso de que le volvieran a encerrar en una celda. “Si usted este momento está viendo este vídeo es (..) porque vinieron y me volvieron a meter preso ilegal, injustamente, preso de conciencia, preso por mis ideas”.

En el video, el líder opositor anuncia asimismo el tercer embarazo de su esposa, que se marchó del país la semana pasada antes de la elección de la Asamblea Constituyente, un proceso que se realizó el domingo pasado en medio de protestas que fueron fuertemente reprimidas lo que dejó, al menos, 10 muertos.

Parlamentarios se atrincheran en la AN

La Asamblea Nacional Constituyente elegida el pasado domingo con el apoyo único del oficialismo recibió el rechazo del Parlamento de mayoría opositora, y de tres diputados chavistas que decidieron dar la espalda al presidente, Nicolás Maduro, por la forma en la que intenta reordenar el Estado. El Parlamento hizo una sesión especial en la que aprobó un acuerdo en rechazo a la consolidación de la Constituyente que Maduro ha impulsado como una estructura que tiene poder plenipotenciario, que “nadie está por encima de ella” y que, además de servir para cambiar la Carta Magna, “depurará” instituciones como la Cámara.

Sobre la Asamblea Nacional (AN, Parlamento) pesa, desde antes de que el Gobierno convocara a una Constituyente, la amenaza de su disolución e incluso el Tribunal Supremo intentó atribuirse sus funciones, lo que disparó la ola de protestas que se mantienen hasta hoy después de cuatro meses exactos.

La sesión se celebró con la presencia de los embajadores de España, México, Francia y el Reino Unido, en muestra de respaldo al Parlamento y ante la posibilidad de que la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) se instale en el palacio legislativo y se hagan efectivas las amenazas de disolución de la Cámara.

El dirigente del gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela y ahora constituyente Diosdado Cabello ya había anunciado semanas antes que esta se instalaría en el palacio legislativo y que el Parlamento opositor pasaría a ser historia.

El vicepresidente de Venezuela, Tareck el Aissami, dijo hoy que “en pocas horas” se hará la instalación de esta figura conformada exclusivamente por chavistas, pero no aclaró fecha ni lugar.

Sin embargo, como medida preventiva los diputados opositores madrugaron para ocupar sus sillas, una medida que tomó por sorpresa a grupos afectos al Gobierno que se han ocupado de asediar e incluso atacar violentamente a parlamentarios y empleados de la Cámara, pues llegaron más tarde y no pudieron impedir su ingreso.

La clave

Críticas desde la CNE. Luis Emilio Rondón, el único de los cinco rectores del Consejo Nacional Electoral (CNE) de Venezuela que es crítico con el chavismo, dijo que no avala la “veracidad” de los resultados de los comicios de la Asamblea Nacional Constituyente, porque el proceso “no contó con todos los controles”. “Como rector del CNE no puedo tener confianza en cifra alguna que haya surgido de un proceso que no contó con todos los controles”, señaló Rondón.