Lilibeth Morillo, hija de El Puma, carga duramente contra el cantante en sus redes sociales: “Como padre no vales nada”

01LILIBETH

Lilibeth Morillo, una de las dos hijas que el reconocido cantante venezolano El Puma tuvo durante su matrimonio de más de 20 años con la estrella venezolana Lila Morrillo, envió el pasado miércoles un duro y desgarrador mensaje a su padre, con quien no mantiene, al igual que su hermana Liliana Rodríguez, ningún tipo de contacto desde hace mucho tiempo.

“Vi con incredulidad cómo fuiste capaz de enfrentar la posibilidad de morir sin volverme a ver, sin falta alguna porque nunca te agredí, nunca te ofendí, ni personal ni mucho menos públicamente. Yo lo sé, tú lo sabes, pero lo más importante es que Dios también. Te vi celebrar tu cumpleaños con estupor porque estando aún bajo el mismo cielo que yo sigues incapaz de buscar contactarme. Te vi darle gracias a la prensa, a tu familia y yo ¿qué soy? Tú dime”, expresó profundamente conmovida la actriz venezolana, quien ha participado en telenovelas como El amor las vuelve locas, La viuda de blanco y Alma indomable, en una serie de videos que compartió en Instagram.

Lilibeth, que lleva varios años alejada del mundo de la interpretación, lamentó que El Puma haya escogido ser padre solamente de su hija menor, la actriz Génesis Rodríguez, a quien tuvo hace 31 años durante su segundo matrimonio con la modelo cubana Carolina Pérez.

“En los comentarios de tu celebración busqué a aquel hombre digno de admirar, de admiración, pero no lo encontré porque ese hombre sigue escogiendo ser padre de una y no de tres y abuelo de nadie, cuando tres te fuimos dadas y la extensión de tu herencia a través de Galilea [su nieta], a quien también escoges desconocer sin motivo alguno. Dijiste que tenías que escoger entre tu nueva familia y nosotras y habíamos perdido. Pero no papá, hoy sé que no perdí, no perdí nada porque como padre no vales la pena. Perdiste tú, perdiste a dos hijas maravillosas, talentosas, con grandes corazones y una nieta con una dulzura y una ternura que no creo que vas a llegar a conocer”, dijo al borde de las lágrimas la actriz y cantante de 49 años.
Lilibeth aseguró durante su desgarrador testimonio haber intentado un acercamiento con su padre, pero no le fue posible.

“Hice lo propio como hija de Dios y la tuya, te busqué, te contacté, procuré nuestro encuentro, lo sabes, contacté a Carolina [la esposa de El Puma] a través de textos, los cuales conservo, donde le pedí oráramos juntos, me dejara verte para la Gloria, la honra de Cristo, Jesús, para dar testimonio de que Dios restaura hogares y corazones como familia pública y notoria que somos. Me leyó pero no me contestó, cosa que también dejo en manos de Dios”, detalló.
A pesar de todo lo dicho anteriormente y del dolor que siente como hija, la actriz aseveró que seguirá pidiendo a Dios por su padre ‘que es lo que me toca y me corresponde’. “Seguiré honrándote, te bendigo y le pido a Dios te dé aún más tiempo y ablande tu corazón, si es que lo tienes, porque en algún momento vas a tener que enfrentarte a él cara a cara porque la vida es corta y lo sabes. Y espero que cuando así sea no le llegues con las manos vacías ni con deudas por pagar”, concluyó su mensaje Lilibeth.