Casa Blanca no impedirá testimonio de ex jefe del FBI

01CASA BLANCA

 

El presidente Donald Trump no hará valer su privilegio ejecutivo para impedir que el ex director del FBI James Comey testifique en el Capitolio, dijo ayer la Casa Blanca, lo que allana el camino para una audiencia pública sobre la relación entre el ex principal funcionario judicial de la nación y el mandatario.

Sarah Huckabee Sanders, vocera de la Casa Blanca, señaló que el poder del presidente para usar el privilegio ejecutivo está “bien establecido”; pero agregó que Trump quería dar ocasión a “una indagatoria expedita y exhaustiva de los hechos” relacionados con el despido de Comey y a las múltiples investigaciones sobre los posibles vínculos de su campaña con Rusia.

Comey está agendado para testificar el jueves ante la Comisión de Inteligencia del Senado. Su comparecencia marcará sus primeros comentarios públicos desde que fue abruptamente despedido por el presidente el 9 de mayo.

Funcionarios de la Casa Blanca habían sopesado tratar de bloquear el testimonio de Comey bajo el argumento de que sus discusiones con el presidente pertenecían al ámbito de la seguridad nacional y que había una expectativa de privacidad. Sin embargo, los funcionarios llegaron a fin de cuentas a la conclusión de que eso sería peor que el riesgo de permitir al ex director del FBI testificar.

Legisladores de ambos partidos han instado a Trump a permitir que Comey testifique públicamente. El domingo, el senador republicano Roy Blunt, miembro de la Comisión de Inteligencia, dijo que “serviría más al presidente que salga toda esta información”.

“Descubramos qué sucedió y llevemos esto a una terminación lo más pronto posible”, agregó.

Asociados de Comey han afirmado que Trump pidió al ex director del FBI cerrar una investigación sobre el ex asesor de seguridad nacional Michael Flynn y sus contactos rusos. La Casa Blanca ha negado que el presidente haya realizado esa solicitud.

Imputan a contratista por filtraciones. El Departamento de Justicia de EU detuvo e imputó a una analista externa por un delito contra la seguridad nacional por filtrar información clasificada a la prensa.

En un comunicado se informó que la contratista de inteligencia Reality L. Winner, de 25 años de edad, fue detenida el fin de semana en Georgia.

Winner trabajaba para la consultora Pluribus International y tenía autorización para manejar información clasificada como “alto secreto”.

Según el Departamento de Justicia, el 9 de mayo ella imprimió información clasificada y la envió a un medio de comunicación, del que no se dieron detalles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>